lunes, 28 de enero de 2013

La Organización como Jardín y el Líder como Jardinero


La coautora Patricia Carr refiere a como los líderes crean “Lugares” para la interacción con los seguidores y la forma en como estos lugares no solo habilitan el trabajo sino que también enriquecen la vida de los seguidores. En ese contexto, evoca a la metáfora de la organización como un jardín y al líder como el jardinero. Esa idea permite ver al jardín como el lugar en el que la gente puede “florecer”. Comenta la idea del consultor global Tony Schwartz de que “la forma en la que estamos trabajando, no está funcionando” (Schartz, 2011), refiriendo allí al reto de poder implementar ideas efectivamente al conseguir resistencia existente en los sistemas organizacionales de trabajo. En otras palabras, muchas veces “los lugares que los mismos líderes han creado no proveen ni el soporte ni el sostén para que las personas implementen nuevas formas de trabajo”, y por consiguiente desarrollen mayor efectividad. En este sentido, el reto del liderazgo no es solo fomentar nuevas formas de trabajo productivo, sino asegurarse de la creación del ambiente propicio para que este pueda darse (esquemas organizacionales, sistema de recompensa, gestión del cambio, ambiente físico, ambiente virtual, socialización, etc.). Otro ejemplo sobre organizaciones vistas como jardines emerge del caso de una empresa de tecnología de la información en la India llamada MindTree. Los autores Garvin y Tahilyani (2010), también citados por Carr, refieren al esfuerzo de esta organización en querer formar sus propios líderes para el futuro. Al proceso interno de desarrollo de gente lo han llamado “El Mantenimiento del Jardín”. En apoyo a esto, Subroto Bagchi, uno de los fundadores, ha decidido asumir un nuevo rol en la organización como “Jardinero”, el cual según sus propias palabras, “es aquel que tiene una relación orgánica con cada planta en el jardín”; una función que es vista como algo que trasciende en el tiempo y permite a los líderes visualizar su función en el desarrollo de un contexto que logre habilitar a su gente para el desarrollo óptimo, armónico y que propicie la sustentabilidad de su ecosistema.

Danelo, et al (2012). Leading in Complex Worlds. International Leadership Association. Pgs 173-184. Jossey Bass, San Francisco, CA.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada